Miedos

“No elegimos tener miedo, mucho menos estar aterrados. Pero en cambio, podemos elegir aprender a comprender el miedo, a fin de enfrentarnos mejor a él”.

Christophe André

¿Qué es?

La fobia es el miedo persistente, irracional y exagerado a algo.
Tu racionalmente entiendes que es exagerado, pero no puedes evitar tener una reacción muy intensa de miedo que te hace sufrir excesivamente.
Podemos tener miedo a infinidad de cosas.
Como psicólogos especialistas en miedos sabemos que algunos de los miedos más habituales son: animales (perros, arañas, palomas, insectos en general, etc.), objetos (cuchillos, cristales, etc.), situaciones (tormentas, rayos, ver sangre, estar en altura, asomarse a una ventana o precipicio, pasar por túneles, ascensor, puentes, estar en recintos cerrados, espacios abiertos, aglomeraciones de personas, etc.), acciones (conducir, volar en avión, inyección, extraer sangre, hablar en público, nadar, comer y atragantarse, etc.).

¿Esto es lo que me pasa?

Cada vez que lo que te da miedo está cerca o estás en esa situación, sufres inmediatamente ansiedad y puedes llegar a tener una crisis de pánico. El miedo se apodera de ti.

Reconoces que la reacción es exagerada, pero no puedes evitarlo.

En general, siempre que puedes, evitas aquello que temes. Lo cual es un alivio en ese instante, pero te hace sentir cada vez más incapaz de superar ese miedo algún día.

Posiblemente, llevas años evitando lo que te da miedo.

No decides tú, decide el miedo: “No lo hagas”. Pero al día siguiente no es más fácil, es más difícil.

Ahora ves que el miedo te ha invalidado mucho o, por algún motivo, lo tienes que afrontar obligatoriamente, y no tienes ni idea de cómo, a pesar de que, a tu alrededor, te dicen que lo hagas, que no pasa nada, pero tú sabes que lo pasarás tan mal que no te atreves.

Ya lo has intentado otras veces y no te ha salido bien.

¿Cómo te ayudaremos?

Esto no es tan sencillo como creen los que te animan diciendo que no pasa nada. Si fuera así ya lo habrías conseguido.

Se trata de que, por fin, tengas técnicas terapéuticas que funcionan y puedas utilizarlas, no porque le echas valor, sino porque hayas aprendido a gestionar ese miedo que te invalida.

Esas técnicas existen y las adaptaremos a ti. Haremos tu “traje a medida” para que puedas resolver este miedo definitivamente. Nos referimos a las técnicas de la terapia breve estratégica que te ofrecerá tu psicólogo especializado en miedos.

Nunca te diremos de hacer algo que no puedas hacer. Todo será progresivo y a tu ritmo.

Nunca te diremos de hacer algo que no puedas hacer.

Todo será progresivo y a tu ritmo.

La garantía no es que lo hagas un día, si no que tu entiendas cómo funciona este problema y cómo resolverlo, y, por lo tanto, eso que ahora evitas sistemáticamente, puedas afrontarlo siempre.

La media de sesiones de terapia breve estratégica para solucionar los problemas relacionados con el miedo es de 7 en el 86% de los casos.

Las sesiones son quincenales y de una hora de duración.

Una vez finalizada la terapia, tu psicólogo especialista en miedos hará un seguimiento sin coste alguno de tres sesiones breves al cabo de 3, 6 y 12 meses después del alta, es nuestra garantía de consolidación de los resultados a largo plazo.

 

1

En la primera
sesión

nos explicas cuál es tu problema y te indicamos cómo será tu terapia y la duración aproximada (la media está entre 4 y 8 sesiones quincenales).

2

Las sesiones son de una hora

de duración, en cada una te damos unas pautas terapéuticas concretas que tienes que hacer hasta la siguiente visita. Serán tus nuevas herramientas para resolver tu problema de forma más fácil de lo que imaginas.

3

Una vez finalizada la terapia

hacemos un seguimiento sin coste alguno al cabo de 3, 6 y 12 meses, para comprobar que no ha habido recaídas. Es nuestra garantía de consolidación de resultados a largo plazo.

1

En la primera sesión

nos explicas cuál es tu problema y te indicamos cómo será tu terapia y la duración aproximada (la media está entre 4 y  8 sesiones quincenales).

2

Sesiones de una hora

en cada una te damos unas pautas terapéuticas concretas que tienes que hacer hasta la siguiente visita. Serán tus nuevas herramientas para resolver tu problema de forma más fácil de lo que imaginas.

3

Una vez finalizada la terapia

hacemos un seguimiento sin coste
alguno al cabo de 3, 6 y 12 meses, para comprobar que no ha habido recaídas. Es nuestra garantía de consolidación de resultados a largo plazo.

Te ayudaremos a resolver tu problema en el menor tiempo posible. La solución está más cerca de lo que piensas.